- Publicidad -

Reflexión: La importancia de concretar tus metas

- Publicidad -
Angel Ponce
Licenciado en Ciencias de la Comunicación, entusiasta, cinéfilo, amante del rap mexicano y fiel aficionado al fútbol nacional e internacional, fotógrafo amateur de conciertos y entrevistador de talentos emergentes, así como de estrellas consolidadas.

Noticias en iHeartRadio México

Foto: Depositphotos / Maridav

Para lograr las metas que nos trazamos a lo largo de nuestra vida, necesitamos primeramente confiar en nosotros mismos, en nuestras capacidades, virtudes y talentos.

Existen metas personales, espirituales, materiales, relaciones sociales, hobbies, viajes, estudios, laborales, así como de corto, mediano y largo plazo.

Las metas comienzan con pequeños pasos que poco a poco nos marcan la ruta para conseguir nuestro objetivo final. El tener claras tus metas, ayuda a  moverte en la dirección correcta para conseguirlas.

Así como poner en marcha un plan de acción que nos acerque hacia aquello que nos planteamos y queremos que se concrete para beneficio y satisfacción personal.

Es importante que cuando hablemos de nuestras metas experimentemos alegría, entusiasmo, ganas de trabajar para que se realice todo aquello que anhelamos, en lo cual estamos enfocando nuestra energía y nuestra voluntad.

Para alcanzar tus metas en la vida se requiere de un gran esfuerzo de tu parte, debes estar dispuesto y comprometido a hacer todo lo que esté a tu alcance para conseguir realizar todo aquello que te propongas.

Nuestras metas deben ser realistas, porque de lo contrario más que satisfacción, podemos experimentar frustración o impotencia cuando los resultados no se acercan a lo que nosotros esperábamos.

Puede ocurrir que al principio el temor nos paralicé, nos impida aventurarnos, arriesgarnos para salir de nuestra zona de confort, te toparás con obstáculos en la búsqueda de tus metas, tales como la pereza, el conformismo, el desánimo, malos resultados.

Corregir no significa fracasar, si aceptamos que quizá las estrategias que habíamos planeado no están funcionando, es válido hacer ajustes en el camino, replantear prioridades y planes de acción, lo importante es no dejar nuestras metas de lado al primer revés de los planes trazados.

Muchas veces resulta más fácil tirar la toalla en cuanto encuentras la primera piedra en el camino, en vez de esforzarte por superar los obstáculos.

El compromiso es el factor clave para obtener el éxito en cualquier cosa que te propongas, ya que nos mantiene en constante disciplina, cumplir lo que nos proponemos nos hace sentirnos satisfechos y felices con nosotros mismos ya que disfrutamos lo que obtenemos y nos motiva a ir aún por más.

Lo más valioso de ponerse una meta no es conseguir el objetivo final, sino disfrutar el recorrido, el aprendizaje, con entusiasmo, motivación y esfuerzo.

Saber lo que quieres y conocer tu propósito de vida te ayuda a conocer tus necesidades, aspiraciones o preferencias.

Ser constante no es tan complicado como parece, al final los hábitos siempre ganan, si tienes una meta, entonces ve por ella, confía en tu capacidad para alcanzarla y dedícale el tiempo necesario para que se pueda materializar.

Fuente: Andy Cornejo
TW: andy11_c  
FB: Andy Cornejo
Correo: [email protected]

 

- Publicidad -

No Te Pierdas: