- Publicidad -

Plan de acción para concretar metas y objetivos

- Publicidad -
Angel Ponce
Licenciado en Ciencias de la Comunicación, entusiasta, cinéfilo, amante del rap mexicano y fiel aficionado al fútbol nacional e internacional, fotógrafo amateur de conciertos y entrevistador de talentos emergentes, así como de estrellas consolidadas.

Noticias en iHeartRadio México

Un plan de acción para lograr las metas y objetivos que nos trazamos a lo largo de nuestra vida, necesitamos primeramente confiar en nosotros mismos, en nuestras capacidades, virtudes y talentos.

Cuando nos fijamos una meta, un objetivo en nuestra vida, lo primero que pensamos es en el tiempo que tardaremos en alcanzarlo.

Y esto puede desanimarnos, porque en la mayoría de los casos, somos impacientes, nos desesperamos y queremos resultados rápidos.

Realizar un plan de acción nos ayuda a enfocarnos en las cosas que queremos lograr, en cierto tiempo y espacio, dicho plan debe tener  metas y objetivos claros, concisos y medibles, no podemos iniciar con un plan de acción, si no sabemos lo que queremos conseguir con exactitud.

Un objetivo, una meta es algo que no hemos logrado por lo tanto es necesario trabajar para poder conseguir todo aquello que se encuentre dentro de nuestras prioridades y queremos que se materialice.

En el plan de acción podemos incluir las metas, objetivos, los tiempos que invertiremos, las actividades que nos ayudarán a acercarnos a nuestros propósitos, las posibles herramientas con las que contamos y que nos serán de ayuda para trabajar en la área en las cuales tengamos fijadas nuestras expectativas de vida.

Cuando tenemos claro qué queremos y hacia dónde vamos es más difícil perder el camino y el rumbo, porque nuestra mirada ya está bien enfocada en lo que queremos conseguir.

Pareciera que las metas y los objetivos se materializan por llevar una ardua disciplina, sin embargo, en la mayoría de las ocasiones la autoconfianza y la autoestima son factores decisivos que sirven de herramienta para hacernos sentir merecedores de alcanzar aquello que queremos lograr.

Debes de tomar en cuenta que  te toparas con obstáculos en la búsqueda de tus metas, tales como la pereza, el conformismo, la apatía y la falta de compromiso contigo mismo.

El principal rival a vencer es el  temor que nos paraliza, porque nos impide confiar en nuestras capacidades, virtudes.  El clásico "no puedo", "me da miedo", nos mantiene en nuestra zona de confort.

Es importante que cuando hablamos de metas y objetivos los sentimientos de alegría, inunden nuestra vida para mantener una actitud positiva y no caer en sentimientos de derrota, sin antes intentar ir tras todo aquello que nos hemos propuesto.

El compromiso y la autoconfianza son factores importantes para obtener el éxito en cualquier cosa que te propongas, ya que nos ayudan a creer que podemos materializar nuestras metas.

Las metas comienzan con pequeños pasos que poco a poco nos marcan la ruta a seguir para  conseguir nuestro objetivo final, quizá  podemos lograr ir avanzando y en el camino darnos cuenta que los pasos que vamos dando no son adecuados y podemos corregirlos, y no pasa nada, no hay porque desanimarnos o "tirar la toalla".

Corregir no significa  fracasar,  en cualquier situación podemos hacer cambios, adaptarnos a las circunstancias para mejorar nuestras necesidades, lo importante es no darnos por vencido tan rápido, sino sacar la garra, fuerza interior e ir en busca de lo que nos hemos propuesto, sentirnos inspirados, motivados, llenos de vialidad, nos ayuda para mantenernos positivos y entusiastas.

Se nos olvida que el mejor trayecto hacia una meta u objetivo es precisamente el camino, el recorrido que en la mayoría de las ocasiones nos enriquece mucho más, porque vamos aprendiendo, sorprendiéndonos y valorando cada pequeño tramo que caminamos.

Ser constante no es tan complicado como parece, al final los hábitos siempre ganan, es cuestión de comprometernos con nosotros mismos y de mantenernos enfocados en todo aquello que nos hemos propuesto conseguir.

Tener un plan de acción eficaz te ayuda a mantenerte concentrado y aumenta tus posibilidades de que tus metas y objetivos se realicen, porque la planificación previa te ayuda a estar preparado para superar los obstáculos que se puedan presentar y para que puedas mantenerte firme en el rumbo deseado.

Sí tienes una meta, entonces, ve por ella, confía en tu capacidad para alcanzarla y dedica el tiempo necesario para que se pueda materializar.

Pareciera que las metas y los objetivos se materializan por llevar una ardua disciplina, sin embargo, en la mayoría de las ocasiones la autoconfianza y la autoestima son factores decisivos que sirven de herramienta para hacernos sentir merecedores de alcanzar aquello que queremos lograr.

Fuente: Andy Cornejo
TW: andy11_c  
FB: Andy Cornejo
Correo: [email protected]

 

Encuentra más notas de Andy Cornejo aquí

Imagen: Depositphotos / DimaKozitsyn
- Publicidad -

No Te Pierdas: