Con semejante cantidad de dinero como recompensa, ya te imaginaras lo que tendrás que superar.

McKamey Manor más que ser una casa del terror asemeja más a una autentica cámara de torturas, pues las actividades son sumamente peligrosas y de lo más desagradables, ya que incluyen ser ahogados con bolsas de plástico, secuestrados, golpeados, enterrados vivos, comer insectos y de más cosas asquerosas al puro estilo de juego macabro.
Dichas actividades son tan aterradoras y extremas que según la WFLA ninguna persona a la fecha ha logrado terminar el recorrido de ocho de horas, en las cuales los participantes son grabados en todo momento de su recorrido y los vídeos se publican en la página oficial de la casa ubicada en Summertown, Tennessee, Estados Unidos.
Russ McKamey, creador de esta espeluznante casa además de ofrecer la tentadora cantidad de los 20 mil dólares como recompensa, también requiere ciertos filtros para poder acceder al recorrido y no son precisamente monetarios sino todo lo contrario, ya que el costo para ingresar es un costal de comida para perro de 23 kilogramos, el cual es donado a un refugio para animales.

Algunos de los requisitos son: 

  • Deberás acreditar exámenes físicos deportivos y mentales, los cuales comprobaran que te encuentras sano para vivir la experiencia.
  • Tienes que contar con seguro médico.
  • Deberás salir negativo en el antidoping que se te realizará el mismo día de la visita y firmar un listado de cláusulas de 40 páginas, entre muchos requisitos más.

¿Te atreverías a realizar el recorrido?